martes, 18 de febrero de 2014

SOBREVIVIR

SOBREVIVIR.

No es que ya no piense en ella
ni que ya no me duela su ausencia
lejos han quedado
los momentos que paso conmigo
lejos quedo el ayer
lejos junto a ella
mi tristeza solo tiene un motivo
el haberla perdido
mi nostalgia que no cesa
ni de noche y ni de día
con estos cientos de poemas inconclusos
desesperados, dolientes, malditos
tratando de rasguñar la esperanza
de excomulgar mis sentimientos
en alguno de ellos.
No es que ya no la extrañe
no es que me duerma
y deje de soñar con estar a su lado
con volver a sus brazos
probar los besos que una vez me ha dado
no es que ya no extrañe
su mirada, sus preguntas,
sus manías, sus risa
sus berrinches, sus cara
no es que ya no le ame
si es que ya no me vez llorando
ni demostrando mi melancolía
es que aprendí
a vivir necesitándola
a existir extrañándola
a respirar haciéndome falta
a sonreír aun sin ganas
aprendí a estar aquí
sin ella
con este amor
que desgarra mi alma
aprendí a vivir así, doliente
maldito y sin esperanzas
odiado y moribundo
entre poemas rotos
ahogado en lágrimas secas
en un par de ojos estériles
no es que no la extrañe
porque la extraño
la necesito
la amo como no tiene idea
y esta es su ausencia
mellando mi cordura
golpeando mi amargura
en esta noche sin luna
en esta noche sin ella
quiero que vuelva
y platiquemos una última vez
como lo hicimos ayer…

No hay comentarios:

Publicar un comentario